Cuándo y cómo usar productos antiescaras

Las lesiones por presión como las escaras o úlceras por presión (UPP) son habituales en aquellos pacientes que permanecen encamados o sentados en una silla de ruedas durante mucho tiempo afectando en gran medida a adultos mayores.

Para prevenir este tipo de lesiones en la piel (heridas crónicas, llagas, úlceras, etc.) es muy importante que el cuidador familiar conozca bien qué son las úlceras por presión o escaras, cómo y por qué se forman o en qué zonas del cuerpo suelen aparecer, pero también la importancia de adoptar una serie de medidas preventivas como el uso de colchones antiescaras o realizar cambios de posición del paciente cada dos horas.

¿Qué es una úlcera por presión o escara?

Una úlcera por presión es una lesión de la piel ocasionada por una presión prolongada ejercida por el propio peso del cuerpo del paciente entre el hueso y otra superficie como por ejemplo la silla de ruedas o la cama.

Esta presión genera un bloqueo de la circulación que a su vez erosiona la piel llegando en ocasiones también a dañar el músculo y el hueso.

Pese a que la falta de movilidad es la principal causante de la aparición de escaras aunque existen otros factores como la incontinencia urinaria y una mala nutrición que favorecen su aparición.

fortunadamente hoy día podemos comprar una amplia gama de productos antiescaras que nos serán de gran ayuda a la hora de prevenirlas como cojines antiescaras, especialmente recomendables para personas usuarias de la silla de ruedas, colchones, cubre-colchones y sobrecolchones, etc.

Qué es un cojín antiescaras y cómo funciona

En el caso de personas con una limitación funcional para la movilidad el uso de cojines antiescaras minimiza el riesgo de aparición de todo tipo de lesiones en la piel a la vez que mejora el posicionamiento de la columna brindando mayor soporte y estabilidad.

Además, al contar con una base antideslizante favorece la autonomía y proporciona mayor seguridad.

Podemos encontrar cojines antiescaras de muchos tamaños y formas (en herradura, redondos, cuadrados…) así como de varios tipos, de aire (con y sin celdas independientes), de flotación líquida o de gel y viscoelásticos.

Qué son los colchones antiescaras

Lo primero que debes tener claro es que; una cosa es son los colchones antiescaras, los cuales va directamente colocados sobre la cama sin necesidad de poner otro colchón; y otra cosa muy distinta los sobrecolchones que, como su nombre indica, necesitan de un colchón extra en la base.

Evidentemente, un colchón antiescaras proporciona mayor estabilidad y seguridad al paciente. Un sobrecolchón supone un mayor riesgo de accidente al ser más inestable

Los colchones antiescaras de aire cuentan con un sistema de celdas alternantes de aire que se inflan y se desinflan continuamente para redistribuyendo la presión ejercida por el peso corporal e incorporan un compresor que dispone de un regulador en función del peso del paciente.

Aspectos a tener en cuenta a la hora de comprar productos antiescaras

Como hemos mencionado podemos encontrar productos como colchones y cojines antiescaras de muy diversos tipos pero todos tienen algo en común su principal función no es otra que la de prevención de las úlceras por presión o escaras.

Pero aparte de cumplir con su función principal de prevención, estos productos antiescaras deben ser confortables, contar un tacto agradable y aportar frescura y comodidad, en definitiva confort al usuario.

Además, es esencial que su superficie sea fácil de lavar ya que la higiene es clave para prevenir lesiones en la piel.

Otro aspecto importante que debemos tener en cuenta a la hora de comprar productos antiescaras es la capacidad que tienen de disipar el calor, ya que a mayor calor acumulado en los tejidos mayor cantidad de humedad y mayor riesgo de aparición de escaras.

El tamaño y el grosor son otras dos características a considerar. A veces los cojines son demasiado anchos y no se adaptan a la silla de ruedas. Otros son muy delgados y no cumblen bien su función.

En cuanto al material, los cojines con espumas de alta densidad son más recomendables para personas con menor riesgo de úlcera mientras los de fluidos están aconsejados para personas con movilidad muy
reducida.

También, como hemos explicado anteriormente, podemos encontrar cojines y colchones que cuentan con un sistema de células de aire que hace que mientras unas se inflan otras se desinflen y así sucesivamente re-distribuyendo el peso corporal de forma equilibrada y aliviando puntos de presión.

Por el precio no te preocupes, en el mercado hay productos antiescaras adaptados a todas posibilidades económicas.

Cuál escoger dependerá de las características de cada persona. Pero el precio nunca debe ser el factor de decisión clave.

Recuerda, una correcta nutrición, hidratación e higiene junto a la realización de cambios posturales son las claves para evitar la aparición de úlceras y otras lesiones en la piel pero a veces no es suficiente. Por ello, para prevenirlas es aconsejable usar productos antiescaras como cojines y colchones.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Menús y recetas sin sal

¿A qué dirección de email te enviamos el ebook gratis?

Su dirección de e-mail solo se utiliza para enviarle la guía Menús y Recetas para Mayores ebook y más información de interés como contenidos de nuestro blog de salud. Puede darse de baja en cualquier momento en el enlace que se incluye en cada e-mail.